Mi empresa de lotería, relatos, relatos cortos, poemas, poesias, relatos breves, microrrelatos, chistes, refranes, historias, anecdotas, frases, citas, piropos

www.relatos-cortos.es 

  • Tamaño del texto

Mi empresa de lotería

Mira que estaba planeada hasta el último detalle. Convencido de que no fallaría. Diseñé una estrategia con el fin de ganar a la lotería estas navidades, mediante un sistema infalible. Una idea sencilla, basada en el anuncio oficial de este año.

Una vez lo vi se me ocurrió cómo explotar el sistema. Al principio pensé ir bar a bar con mi propuesta, pero al final decidí que era más sencillo realizarlo por correo electrónico, ya que así llegaría a un número muy importante de bares.

Establecidos todos los detalles del plan, busqué una base de datos de bares de éste nuestro país, el que juega a la lotería por navidad, ese invento en el cual todos ponemos pasta para que se la repartan entre unos pocos y el ministerio de hacienda, un precioso impuesto de pago voluntario que gustosos fomentamos.

Obtuve una base de datos con cerca de 5.000 bares distribuidos por toda la piel de toro, que se dice pronto. Mis posibilidades de hacerme millonario se multiplicaban.

El siguiente paso, depositar las bases de mi idea ante notario. No quería realizar la propuesta a los bares y que luego éstos me ningunearan, Por ello entregué un sobre a una notaría del centro de mi ciudad junto con el modelo de carta a enviar y con la base de datos de los bares a los que me iba a dirigir.

Y escribí la carta. Una misiva sencilla y clara, con una propuesta irrechazable.

"Estimado barman:

Siento decirle que desgraciadamente no soy cliente habitual, por el momento, de su cafetería, bar, pub o restaurante (táchese lo que no proceda) pero si este plan que le propongo sale adelante, sin duda nuestra relación comercial se convertirá en algo más que habitual.

La idea que le propongo es sencilla de ejecutar y por un coste mínimo usted y su negocio podrían acceder a una publicidad gratuita impagable que le reportaría horas en la televisión y una nueva y pudiente clientela. Y se trata de una operación muy simple, por apenas 21 €. ¿Alguien no arriesgaría esa cantidad tan ridícula por la posibilidad de poder promocionar su negocio?

Usted tan sólo debe realizar una acción, que consiste en guardar en un cajón debajo de la máquina registradora o en un lugar cercano seguro y al alcance un sobre con el décimo de lotería de navidad que se juega en el bar en el interior. Le ruego que una vez haga esa operación, me envíe el número que jugamos, para que lleve el registro pertinente, aunque no es un acto obligatorio.

En caso de que le toque, yo me presentaría en su bar y usted me entregaría el sobre, delante de las cámaras de televisión de todo el país, representando el controvertido anuncio de la lotería de este año, lo cual le proporcionaría una publicidad gratuita impagable.

Por otro lado, le informo de que el riesgo es compartido. En el caso de que a alguno de los miles de bares que participan en esta propuesta le toque el premio, a usted le corresponderían los 20 € jugados, por lo que su riesgo en este caso también se minimiza.

Sepa usted que las bases de esta propuesta han sido registradas ante notario, por lo que si el número resultara premiado, me correspondería a mí cobrarlo, y no a un tercero.

Sin más, me despido de usted, deseándole suerte y esperando que esta nueva aventura que acabamos de emprender llegue a buen fin"


La estrategia empresarial, perfecta. El riesgo muy diseminado, sin costes financieros y con un apalancamiento mínimo, y las posibilidades de que a alguno le toque y obtengamos ambos pingües beneficios bastante altas. Y en caso de que tocara, nadie perdería.

Pero nadie me llamó el 22 de diciembre desde ningún bar para contarme que le había tocado. Ni tampoco vi que ninguno de los bares contactados hubieran sido agraciados con ninguno de los premios principales.

En fin. Pero como soy un hombre de recursos y emprendedor, ya me he puesto a mirar el anuncio de la lotería del niño, a ver si podemos diseñar un nuevo negocio durante estos días de fiesta.

Por cierto, si te ha tocado el gordo, llámame, que te asesoro como gastarlo.

Del Blog Relatocuentos http://relatocuentos.blogspot.com.es/2014/12/mi-empresa-de-loteria.html

¡Deja algún comentario! 

Artículos relacionados